domingo, 4 de diciembre de 2011

Una vez en diciembre..


Volverían los recuerdos,
como vuelve cada diciembre la navidad.
Y volverán a colgarse en tu cabeza,
como se cuelgan las gotas de lluvia en el cristal.

Volverán las palabras no dichas,
las caras ya ausentes, los besos no dados.
los cumpleaños sin nadie a quien felicitar.

Volverán los tupidos velos,
las sonrisas de hipocresia, y las miradas bajas.

El verde de tus ojos me refleja cuando río,
me recuerda al sonreír de un niño,
a la serenidad de que no existiera el tiempo.

El verde de tus ojos con el negro de tu pupila
es infinito, intemporal.
Cuando lloras, las lágrimas hacen una cortina en ti
para limpiarte, y poder ver, con más claridad.
Tan claramente que llega a doler ese golpe de realidad.

Cada diciembre vuelven a perseguirme
los fantasmas que acechan mi felicidad.
Pidiendome que sonría más,
pero con tú ausencia cada año cuesta más.

Las presencias destapadas,
al abrir la caja de los adornos de navidad,
que ahora no es más que un mar de recuerdos.
Me persiguen, las siento, me abrigan.

Volverán, volverán, volverán.
Siempre vuelven los fantasmas de la navidad.

Creo que soy una enferma terminal..
de la melancolía.

5 comentarios:

  1. Bonita la entrada de hoy bff!
    Pidiendome que sonría más,
    pero con tú ausencia cada año cuesta más.... aish!
    mil sonrisitas <3

    ResponderEliminar
  2. Me alegro mucho de que te guste, mejor dicho que te llegue, aunque esta no entrada no sea muy.. optimista jajaja
    Sonríe mucho <3

    ResponderEliminar
  3. Espero que te guste lo que escribo :)
    ¡Ahora por fin he vuelto!

    ResponderEliminar
  4. Enferma terminal, eso si, muy guapa y con unos ojos muy bonitos (L)

    ResponderEliminar
  5. Imagino que sí patricia :)
    isa jijijiji tu que me quieres (L)

    ResponderEliminar