sábado, 16 de julio de 2011

Mira que hay tontos enamorados en este mundo.

No intentarlo por miedo a sufrir, es como no vivir por miedo a morir.






Eh tú, si tú, alguna vez imaginastes que tú serias esto? Tanto hablar para qué? Mira que hay tontos enamorados en este mundo, y te toca a ti. Te imaginabas así? Echando de menos! Si tú! me echas de menos, tanto te va a costar decírmelo? Eres una cobarde. Nunca imaginastes que serías una de esa clases de mujeres que les gusta pasear por el parque de la mano de su pareja, sí pareja. -- Comer algodón de azúcar en la feria, ir al cine los domingos, cenar con mis padres alguna que otra noche al mes, de quedarte dormida en mi pecho después de hacer el amor, de sonreir asi por que sí, por el mero echo de estar juntos en ese momento, incluso echarme de menos. -- No habré vivido mucho, tienes razón. Pero es que tu no has vivido nada. Te has dedicado a probar el sabor de muchos labios, y qué? También yo conozco todos los sabores de la marca chupa-chups. El que nunca se a enamorado, perdona que te diga, es un ignorante. Para crecer, hay que vivir, y amando se engrandece, se depende, se sufre, pero se vive. Se mira desde otro punto de vista, aunque digáis que los enamorados se vuelven idiotas, estas equivocada, una persona enamorada, sabe de lo que habla, abre los ojos ante otra realidad, y querida, tú.. tú estas ciega.

No hay comentarios:

Publicar un comentario